martes, 5 de julio de 2011

Sillas de charol


El charol es un material sinónimo de brillo, abundancia y suele dar un aire muy barroco a la decoración, por lo que podemos encontrar en él en contrapunto perfecto a las casas demasiado minimalistas.

Silla charol blanco

Las sillas de charol pueden ser muy elegantes, sobre todo, si adquieren las formas redondeadas y elegantes de los muebles franceses. Además, como tienen tanta presencia podemos usarlas para sentarnos alrededor de la mesa de comedor o para adornar cualquier rincón de la casa a modo de mueble auxiliar.

Sillas Barroc en negro

Las sillas de charol, lo ideal, es que sean en tonos blancos y negros, aunque en algunas revistas las hemos podido ver en fucsia, azul eléctrico o amarillo canario. Estas tonalidades sólo son aptas para las más arriesgadas y transgresoras.

A mí me gustan mucho, pero sólo las usaría en un rincón del dormitorio para dejar la ropa o en el salón junto con muebles blancos o lacas en este color, puesto que tenemos que pensar que las sillas de charol ya llaman mucho la atención.

¿Os gustan las sillas de charol?

No hay comentarios:

Publicar un comentario